notesp

martes, 7 de abril de 2009

El GOCE Inicia Su Ruta Hacia la Orbita Final

Después de varias semanas de chequeos y comprobaciones técnicas, la Agencia Espacial Europea dio luz verde a la activación del sistema de propulsión iónica que llevará al satélite GOCE hacia su órbita definitiva, muy cerca de la atmósfera. El citado motor fue activado sin problemas y está funcionando normalmente. Su participación durante la misión será crucial ya que las mediciones del campo gravitatorio previstas serán muy sensibles. Dado que para aumentar la resolución el satélite deberá moverse en una región donde aún existen muchas moléculas de aire (de aquí el diseño aerodinámico en forma de flecha del vehículo), el motor tendrá que ser utilizado para compensar el rozamiento atmosférico experimentado, manteniendo así la velocidad y la órbita del ingenio. Para lograrlo, el GOCE dispone de un tanque de 40 kg lleno de xenón, el combustible de su motor iónico. El xenón es ionizado mediante una descarga eléctrica, y sus iones acelerados por un campo especial, que proporcionará un empuje bajo pero muy estable. El citado motor dispone en realidad de dos propulsores, que pueden ser graduados en potencia de 1 a 20 milinewtons. Se trata de un empuje muy pequeño (como la ejercida por el peso de unas cuantas gotas de agua en la Tierra), pero suficiente para la tarea que se necesita llevar a cabo. El propulsor B del motor fue activado el 31 de marzo, y el A el 2 de abril. Ambos funcionan sin dificultades. Se espera que el GOCE reduzca diariamente en unos 190 metros la altitud de su órbita original (280 km). El próximo paso será activar los instrumentos científicos. (Foto: ESA - AOES Medialab)