notesp

jueves, 31 de enero de 2008

Informe STS-122

La dirección del programa Space Shuttle dio el visto bueno definitivo al lanzamiento del transbordador Atlantis el próximo 7 de febrero, a la espera tan sólo de que se aclare un aparente problema de última hora en un conducto conectado a los radiadores térmicos de la bodega del vehículo. Durante una inspección realizada el 29 de enero, los técnicos encontraron que uno de los cuatro conductos que llevan el refrigerante freón hacia los citados radiadores estaba doblado y no correctamente plegado en su recipiente de almacenamiento (cuando se abren las compuertas, estos tubos se extienden). Hasta el sábado 2 de febrero, se revisará el sistema y se determinará si debe hacerse algo al respecto (el conducto no tiene ninguna fuga). Por lo demás, el asunto de los sensores ECO ya ha sido resuelto, y el Atlantis parece preparado para despegar por fin, tras un prolongado retraso, en su misión de llevar el módulo europeo Columbus hasta la estación espacial internacional. (Foto: NASA)