notesp

viernes, 30 de enero de 2009

El Spitzer Mide la Temperatura Variable de un Planeta Extrasolar

El observatorio espacial infrarrojo Spitzer ha detectado rápidos cambios de temperatura en un planeta extrasolar. Llamado HD 80606b, es un gigante gaseoso que se encuentra a 190 años-luz de distancia. Su órbita es muy elíptica, y en su punto más próximo a su estrella, sufre los efectos del calor que emana de ella. Lo más interesante, sin embargo, es que en el transcurso de sólo 6 horas, la atmósfera del planeta sufre variaciones de temperatura drásticas, pasando de 800 a 1.500 grados Kelvin. Es la primera vez que se detectan cambios, en tiempo real, en la meteorología de un planeta situado fuera del sistema solar. Descubierto en 2001, su órbita varía entre 0,85 y 0,03 unidades astronómicas respecto a su estrella (una UA es equivalente a la distancia media entre la Tierra y el Sol, unos 150 millones de kilómetros). El planeta tarda 111 días en dar una vuelta alrededor de la estrella, pero pasa mucho más tiempo lejos de ella que cerca. De hecho, pasa menos de un día en la zona más próxima y es allí donde su meteorología se revoluciona. Los rápidos cambios de temperatura experimentados señalan que el aire próximo a su superficie debe absorber y perder calor muy deprisa. HD 80606b gira sobre sí mismo una vez cada 34 horas. (Foto: NASA/JPL-Caltech/J. Langton (UC Santa Cruz))