notesp

lunes, 19 de octubre de 2009

La LCROSS Detectó la Nube de Restos

El análisis de la información enviada por la sonda lunar LCROSS antes de su impacto confirma que su cámara de luz visible sí detectó una pequeña nube de restos ocasionada por el choque de la etapa Centaur. Una de las imágenes, obtenida 15 segundos después de que este último ocurriese, muestra una nube de unos 6 a 8 km de diámetro. Así pues, los instrumentos de la LCROSS captaron el breve destello del impacto, la nube de restos y el propio nuevo cráter (de unos 28 metros de diámetro). Las características de todo ello ayudarán a determinar las propiedades del suelo en la zona del choque. Además, los datos revelarán si en ella hay hielo de agua o no. (Foto: NASA)