notesp

miércoles, 19 de noviembre de 2008

Informe ISS/STS-126

Los astronautas Heidemarie Stefanyshyn-Piper y Steve Bowen efectuaron el 18 de noviembre el primer paseo espacial de la misión. Se trata de la EVA (actividad extravehicular) número 115 realizada en apoyo a la construcción de la estación espacial internacional.
La salida se inició a las 18:09 UTC y duraría seis horas y 52 minutos. Su primera tarea consistiría en retirar un tanque de nitrógeno vacío, unido hasta entonces a una plataforma de almacenamiento, y trasladarlo hasta la bodega de carga del Endeavour, para su envío a la Tierra. A la inversa, los astronautas llevaron hasta la plataforma de almacenamiento una pieza de recambio para el sistema de refrigeración de la estación. Heidemarie Stefanyshyn-Piper, unida al extremo del Canadarm-2, efectuó los movimientos sin dificultades, asistida por sus compañeros Pettit y Magnus desde el interior. A continuación, Bowen se encargó de retirar algunas mantas aislantes del mecanismo de acoplamiento del laboratorio japonés Kibo.
El siguiente paso, al cual se dedicaría la mayor parte de la EVA, sería trabajar en la articulación SARJ de uno de los dos grupos de paneles solares americanos. Las SARJ contienen unos mecanismos que permiten rotar en varios sentidos a dichos paneles, de manera que sigan el movimiento del Sol en el espacio. La labor de los astronautas sería limpiar y lubricar parte de la articulación, así como desmontar dos de los sistemas de rodamientos, que han sufrido daños.
Durante este trabajo, Stefanyshyn-Piper sufrió una importante contrariedad. Una de las pistolas de grasa que iba a utilizar padeció una fuga, ensuciando el interior de la bolsa de herramientas. La astronauta intentó limpiar el saco, sin percatarse de que éste no estaba sujeto por el habitual cable. Sin poderlo remediar, se separó excesivamente de ella y acabó perdiéndose en el espacio con todos sus contenidos. A partir de ese momento, los dos astronautas tuvieron que compartir una sola bolsa de herramientas, la de Bowen.
Completada la tarea de limpieza y engrase, se volvieron a colocar las correspondientes mantas térmicas de protección, dejando todo listo para la instalación de los recambios de los sistemas de rodamientos durante la siguiente salida extravehicular.
La EVA concluyó a las 01:01 UTC del 19 de noviembre, con el cierre de la escotilla del módulo Quest y la represurización del recinto.
Dentro de la estación, mientras tanto, el resto de la tripulación continuó con el traslado de suministros y equipos desde el módulo logístico Leonardo. En concreto, se movieron dos racks de reciclaje de agua y una de las nuevas cabinas individuales para dormir. (Foto: NASA TV)