notesp

miércoles, 13 de mayo de 2009

Informe STS-125

La tripulación del Atlantis pasó su primer día en órbita maniobrando en dirección al telescopio Hubble y también efectuando la acostumbrada revisión de su sistema de protección térmica. Utilizando el brazo robótico del vehículo, acoplaron a él la pértiga OBSS, que movieron de forma coreografiada y durante siete horas a lo largo de las zonas sensibles de la nave. Las cámaras de la OBSS enviaron imágenes del estado de las losetas térmicas, las cuales serían después examinadas en la Tierra por los especialistas. En una de las fotos quedó patente una zona en la cual se apreciaban rozaduras sobre varias losetas, seguramente debido a un impacto durante el lanzamiento, pero el daño era superficial y se decidió preliminarmente que no sería necesaria una inspección adicional por parte de los astronautas durante una de las salidas extravehiculares previstas. El área pertenecía a la zona delantera, allí donde el ala se une al fuselaje. Además de las revisiones con la OBSS, Altman y Grunsfeld empezaron a preparar la plataforma FSS (Flight Support System), que serviría para mantener sujeto el telescopio espacial durante su mantenimiento, y que podría ser girada e inclinada para facilitar el acceso por parte de los astronautas. En este sentido, Grunsfeld, Massimino, Good y Feustel revisaron los cuatro trajes espaciales que se emplearían durante las cinco salidas previstas, así como las herramientas. (Foto: NASA)