notesp

miércoles, 17 de junio de 2009

Informe STS-127

El transbordador Endeavour tendrá que esperar hasta el 11 de julio para intentar su lanzamiento hacia la estación espacial internacional. La oportunidad del 17 de junio tuvo que ser abandonada ante la reaparición de las fugas de hidrógeno que habían ocasionado el anterior retraso. Los ingenieros habían reparado el escape cambiando las juntas oportunas, y las pruebas a temperatura normal parecían ser positivas. Pero cuando se inició el llenado del tanque externo del Endeavour (con un ligero retraso debido a una tormenta local) y los conductos se enfriaron, la fuga volvió a aparecer. Se trabajó en la válvula correspondiente, pero muy pronto resultó evidente que el fallo no podía ser resuelto a tiempo. La dirección del programa decidió posponer definitivamente el despegue. La próxima ventana de lanzamiento viable empieza el 11 de julio, de modo que el retraso será notable, suficiente como para afectar también a las misiones posteriores. Aunque se reparara la fuga muy pronto, la preferencia pasa ahora a la misión lunar LRO/LCROSS, y el tiempo necesario para reconfigurar las instalaciones de tierra tras su despegue no permite al Endeavour volar antes del cierre de la ventana de oportunidad de junio. Los ingenieros confían mientras en poder resolver la avería, eliminándola por fin tras su aparición en tres de los cuatro últimos intentos de llenado de combustible de un tanque externo. (Foto: NASA TV)